Acerca de nosotras ·

Actividades

Escritora Poeta feminista Pintora Artista Cantante Música Escultora Actriz directora de cine Periodista activista Arte Defensora de derechos humanos compositora abogada Profesora Política investigadora Arquitecta medica Fotógrafa Maestra Filosofa Rosas para todas nuestras heroínas fotografa Ilustradora Mujeres Creadoras Historiadora Artista plástica Socióloga dibujante guionista Literatura literata química Antropologa Pintura bailarina sindicalista Educadora Diseñadora Ecologista Novelista Pedagoga Psicóloga coreógrafa feminista y activista por los Derechos Humanos jurista Descubridora Fisica Narradora Teologa científica cineasta pianista urbanista Artesana Cuentista Economista Enfermera Filóloga Poetisa cantautora ceramista Actriz de teatro Anarquista Artista textil Artistas Bióloga Blogera Cantante y compositora Diseñadora gráfica Documentalista Dramaturga Ecologa Fotoperiodista Interprete musical Jueza Psicologa Psicoterapeuta Rapera matemática mezzosoprano Activista por los derechos sexuales de las mujeres Artesana alfarera Artesana herrera Artista gráfica Artistas graficas Compositora de música Directora de orquesta Diseñadora de moda Doctora Ciencias Políticas Escritoras Fisiologa Geologa Gestora cultural Naturalista Neurologa Terapeuta Terapeuta quinesóloga Teóloga feminista asambleista asesora en prevención de violencia de género . diplomatica diputada directora directora de teatro. directora de documentales directora de periódico directora de tv doula intérprete de sitar poeta Innu psicoanálisis toquillera

jueves, 1 de noviembre de 2012

Actúa contra los malos tratos hacia una mujer salvadoreña


 Te pedimos apoyo para  la acción urgente de Amnistía Internacional :

MALOS TRATOS CONTRA UNA MUJER SALVADOREÑA
A “Mery”, una mujer salvadoreña, se le está negando el acceso a asistencia letrada y al tratamiento médico que necesita con urgencia. Sufre trato y pena cruel, inhumano y degradante.
El aborto en El Salvador está penalizado en todas las circunstancias. En febrero de 2012, “Mery” (de 27 años) trató de provocarse un aborto clandestino por medio de medicación en su octava semana de embarazo. Tras tomar la medicación, buscó atención médica, pues le preocupaba que algunos de los síntomas que estaba experimentando no fueran normales. Varios miembros del personal del hospital donde buscó asistencia la denunciaron a la policía, y “Mery” fue detenida de inmediato. Se encontraba en un estado de pánico y angustia extrema. Pese a su estado físico y mental, la esposaron a la camilla y la mantuvieron bajo vigilancia policial.
La salud mental de “Mery” era muy delicada, y se iba deteriorando. El 28 de agosto, “Mery” fue declarada culpable y condenada a dos años de prisión por aborto inducido.  El juez insistió en que cumpliera su pena en prisión, lo cual impidió a “Mery” recibir el tratamiento y apoyo psicológico que necesitaba.
El 3 de septiembre, durante su estancia en el Centro de Readaptación para Mujeres de la Ciudad de Ilopango, departamento de San Salvador, “Mery” trató de suicidarse utilizando un clavo oxidado para cortarse las muñecas. Fue trasladada al Servicio de Psiquiatría del Hospital Policlínico Arce, donde permanece esposada y sometida a vigilancia las 24 horas del día.  Algunos de los guardias la han insultado, llamándola “asesina”. Tanto ellos como otros funcionarios le han impedido acceder a asistencia letrada y apoyo psicológico. Además, el uso permanente de esposas está teniendo un impacto negativo en la salud mental de “Mery”, cuyo estado mental y físico se está deteriorando.
Las autoridades conocen el caso y el nombre real de “Mery”.

Escriban inmediatamente, en español o en su propio idioma:
- instando a las autoridades a poner a “Mery” en libertad inmediata e incondicional;
- pidiendo a las autoridades que prevengan cualquier nuevo maltrato y que ordenen el acceso inmediato y sin trabas de “Mery” a asistencia letrada y a tratamiento médico y psicológico, y la retirada inmediata de sus esposas;
- instando a las autoridades a despenalizar el aborto en todas las circunstancias.

ENVÍEN LLAMAMIENTOS, ANTES DEL 6 DE DICIEMBRE DE 2012, A:

Gen. David Munguía Payés
Ministro de Justicia y Seguridad Pública
Ministerio de Justicia y Seguridad Pública, Alameda Juan Pablo II y 17 Av. Norte
San Salvador, El Salvador
Fax: +503 2281 5959
Tratamiento: Sr. Ministro



Dr. Leonel Flores
Director General del Instituto Salvadoreño del Seguro Social
Alameda Juan Pablo II y 39 Avenida Norte, Edificio El Salvador, San Salvador, El Salvador
Fax: +503 22 61 14 36 (digan: "tono de fax")
Correo-e.: comunicaciones@isss.gob.sv
Tratamiento: Estimado Dr.


Y copia a:
Agrupación Ciudadana por la Despenalización del aborto terapéutico, ético y eugenésico
Fax: +503 2226 0356 (digan: “tono de fax”)
Correo-e.: agrupacionporladespenalizacion@gmail.com

Envíen también copia a la representación diplomática de El Salvador acreditada en su país. Incluyan las direcciones de las sedes diplomáticas locales a continuación:
España:
Dirección: Paseo de la Castellana 178, 1o Derecha 28046, Madrid, Teléfono: +34 91 562 8002 / +34 91 562 6802
Website http://embajadaespana.rree.gob.sv | Correo electrónico: EmbajadaEspana@rree.gob.sv

INFORMACIÓN ADICIONAL
Los derechos sexuales y reproductivos están fundados en derechos humanos reconocidos en tratados internacionales de derechos humanos, normas regionales, constituciones nacionales y otras normas pertinentes de derechos humanos. Para hacer efectivos los derechos sexuales y reproductivos es necesario respetar los derechos relativos a la integridad física y mental –incluidos el derecho a la vida, a la libertad y la seguridad de la persona–, a no sufrir tortura ni otros tratos crueles, inhumanos o degradantes, y a la intimidad y el respeto de la vida familiar, así como los derechos relativos a la libertad de conciencia y expresión y a no sufrir discriminación. Estos derechos se corresponden directamente con los principios en que se sustentan los derechos sexuales y reproductivos: la integridad física y mental de la persona, su autonomía y el derecho a no sufrir discriminación por motivos de género, raza, origen nacional, orientación sexual, discapacidad o situación socioeconómica.
Los derechos sexuales y reproductivos son esenciales para hacer efectivos los derechos humanos de todas las personas. El respeto de estos derechos es fundamental para la dignidad humana y para el disfrute del bienestar físico, emocional, mental y social. Su realización mejora la vida y las relaciones personales y ayuda a conseguir la igualdad de género y el empoderamiento. Todas las personas deben poder disfrutar de sus derechos sexuales y reproductivos sin coacción, discriminación ni violencia.
En junio de 2011, la relatora especial de la ONU sobre la violencia contra la mujer expresó honda preocupación por la situación de violencia contra las mujeres en El Salvador, y advirtió de que la inacción del gobierno a la hora de investigar esos delitos, procesar a los responsables y otorgar reparación a las víctimas había dado lugar a una situación de impunidad respecto a la violencia de género.
En su informe, la relatora especial instó también al gobierno a revisar las leyes que prohíben el aborto en todas las circunstancias, incluso cuando la vida o la salud de la mujer o la niña corren peligro o cuando el embarazo es consecuencia de una violación.
AU: 316/12 Índice: AMR 29/007/2012 Fecha de emisión: 25 de octubre de 2012

HH

Más