Acerca de nosotras ·

Actividades

Escritora Poeta feminista Pintora Artista Cantante Música Actriz directora de cine Escultora Periodista activista Defensora de derechos humanos Arte abogada compositora Política Fotógrafa Profesora investigadora Maestra medica Arquitecta Filosofa Historiadora fotografa Rosas para todas nuestras heroínas Socióloga Ilustradora Mujeres Creadoras dibujante Artista plástica Pintura bailarina guionista Educadora Literatura literata química Antropologa Novelista coreógrafa sindicalista Diseñadora Ecologista Pedagoga Psicóloga cineasta feminista y activista por los Derechos Humanos jurista pianista urbanista Descubridora Documentalista Fisica Narradora Teologa científica Anarquista Artesana Cuentista Economista Enfermera Filóloga Jueza Poetisa cantautora ceramista Actriz de teatro Artista textil Artistas Bióloga Blogera Cantante y compositora Diseñadora gráfica Dramaturga Ecologa Fotoperiodista Interprete musical Psicologa Psicoterapeuta Rapera matemática mezzosoprano Activista por los derechos sexuales de las mujeres Artesana alfarera Artesana herrera Artista gráfica Artistas graficas Compositora de música Directora de orquesta Diseñadora de moda Doctora Ciencias Políticas Escritoras Fisiologa Geologa Gestora cultural Naturalista Neurologa Terapeuta Terapeuta quinesóloga Teóloga feminista asambleista asesora en prevención de violencia de género . diplomatica diputada directora directora de teatro. directora de documentales directora de periódico directora de tv doula intérprete de sitar poeta Innu psicoanálisis toquillera

miércoles, 23 de febrero de 2011

Isabel Ortega una Quechua de Bolivia




La primera vez que llegó al parlamento boliviano dos guardias le impidieron ingresar.  Este no es su lugar, me dijeron. Regrese al campo.  Y se rieron mientras me lanzaban fuera.

Luego de presentar sus credenciales como congresista le permitieron el paso.  Escuché los murmullos de incredulidad. Su elección no fue una casualidad. Se forjó en las canteras del Movimiento al Socialismo (MAS). The New York Times la eligió para hablar de esa nueva camada de legisladores indígenas en Latinoamérica. Cada vez que se retira del Congreso de su país escucha los mismos susurros.  Piden que me vaya. La gente de la calle cree que gente como yo denigra la tradición política, del país. 'Esa chola que hace allí, deben sacarla; comentan sin decírmelo en la cara. Ella utiliza sus polleras y ese manto con flores en toda ceremonia oficial. 
Es mi traje de gala. Yo no me disfrazo.
Es la encarnación de una de las grandes paradojas del poder Es indígena. Ha llegado a las más altas esferas del gobierno y no siente el respeto que debería por su investidura.  Todo es triste. Ser diputado es muy triste. La gente no me acepta y no sabe lu mucho que queremos cambiar el panorama .No veo a mi familia por servir a este país.

En su lucha, ha visto morir a familiares y amigos. A veces surge una bala durante una protesta y un indígena muere. Así han muerto muchos conocidos míos. Antes a nadie le importaba. 
Ahora por eso puede caer un mandatario. Estamos yendo de abajo para arriba pero no es suficiente. Ella es consciente de que la voz de los líderes indígenas bolivianos puede definir el futuro del gas de Tarija; quizás la diferencia entre el desarrollo y el subdesarrollo. Tenemos que decidir, aún lo estamos evaluando. Esa es otra batalla y el verdadero termómetro de su actual poder

http://www.chirapaq.org.pe/es/files/qellqay/2007-006.pdf
http://www.fondoindigena.org/notiteca_nota.shtml?x=10500

HH

Más