Acerca de nosotras ·

Actividades

Escritora Poeta feminista Pintora Artista Cantante Música Actriz directora de cine Escultora Periodista activista Defensora de derechos humanos Arte abogada compositora Profesora Política investigadora medica Arquitecta Fotógrafa Maestra Filosofa Historiadora Rosas para todas nuestras heroínas fotografa Ilustradora Mujeres Creadoras Socióloga dibujante Artista plástica guionista Educadora Literatura Pintura literata química Antropologa bailarina sindicalista Ecologista Pedagoga Diseñadora Novelista Psicóloga coreógrafa feminista y activista por los Derechos Humanos jurista Descubridora Fisica Narradora Teologa científica cineasta pianista urbanista Anarquista Artesana Cuentista Documentalista Economista Enfermera Filóloga Poetisa cantautora ceramista Actriz de teatro Artista textil Artistas Bióloga Blogera Cantante y compositora Diseñadora gráfica Dramaturga Ecologa Fotoperiodista Interprete musical Jueza Psicologa Psicoterapeuta Rapera matemática mezzosoprano Activista por los derechos sexuales de las mujeres Artesana alfarera Artesana herrera Artista gráfica Artistas graficas Compositora de música Directora de orquesta Diseñadora de moda Doctora Ciencias Políticas Escritoras Fisiologa Geologa Gestora cultural Naturalista Neurologa Terapeuta Terapeuta quinesóloga Teóloga feminista asambleista asesora en prevención de violencia de género . diplomatica diputada directora directora de teatro. directora de documentales directora de periódico directora de tv doula intérprete de sitar poeta Innu psicoanálisis toquillera

miércoles, 18 de julio de 2012

Virginia Bolten

                     
La foto esta en un hermoso libro uruguayo que conmemora los 100 primeros de mayo en Uruguay y esta sacada en una manifestación de 1912.



Solamente hay tres fotos de Virginia . Fue la primera mujer oradora en una concentración obrera, un 1° de mayo de 1890. Se atrevió a proclamar que la mujer no debía estar atada ni a un dios, ni a un patrón ni a un marido. Se animó a escribir en un diario, denunciando la explotación del trabajador. Y también a pelearse con la policia, a pesar de las balas y la celda, siempre hambrientas de obreros. Denunció la muerte del primer trabajador muerto por hacer una huelga: fue en Rosario (Argentina ), pero vendrían otros y ella lo sabía. Por ser lo que era, fue reprimida, encarcelada y desterrada.



Se llamó Virginia Bolten, y vivió en Barrio Refinería por 15 años trabajando de zapatera y de obrera del azúcar. Murió en Montevideo, hoy pocos la recuerdan. 

Sólo tres fotos, 122 años después, humildemente tratamos de revertir ese olvido.

Virginia Bolten estuvo viviendo un tiempo en Tandil, en donde el 1 de mayo de 1908 dio un discurso para todos los obreros anarquistas de las canteras (que eran varios miles) en la Plaza de las Carretas. La concentración fue reprimida por la policía y hubo presos y heridos por la reyerta. También publicó algunos artículos en un mensuario de la comunidad danesa que se editaba en Tandil por entonces. Parte de su discurso está recopilado en "La Mano y la Piedra", trabajo documental que narra la historia de los obreros canteristas tandilenses, uno de los primeros focos ácratas de Latinoamérica 
(Ivy Cángaro )
Era aparadora de una fábrica o varias de calzado, eran bastante revolucionarias las aparadoras de calzado a diferencia de costureras y modistas,  Hay  fotos de pic nics organizados por gente del taller y hay muchas mujeres ,en ellas, generalmente, el mismo carro en el que se transportaban, era usado como tarima 

Virginia Bolten, la "Luisa Michel rosarina" la llamó Juan Bialet Massé, rememorando a una de las obreras combatientes de la Comuna de París. Pero la Bolten no era francesa, era puntana y en algún momento el poder la etiquetó como oriental, para que oportunamente convertida en "extranjera", convertirla en una de las metecas indeseables a las que correspondía aplicarles la infame Ley de Residencia y por lo tanto expulsarla del pais. Así fue deportada a Montevideo, su "patria", donde murió en el interesado olvido. Es que el recuerdo de esa trabajadora rosarina perturbaba la construcción del pasado de una ciudad dominada por Caggianos y Bolattis, por señoras y señoros afectos a Ligas de la Decencia y a sociedades de beneficencia que una vez al año condescendian a sacar a dar una vuelta en tranvía a los chicos de clase obrera catalogados como "huérfanos" y como tal cagados a palos en los asilos que esa lacra administraba (porque a las criaturas proletarias se les aplicaba el principio generosamente propinado por monjas y celadores de que la letra con sangre entra) . 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

HH

Más